Ford vende más autos en méxico pese a ‘boicot’ en redes sociales

16 febrero 2017

La automotriz estadounidense Ford comercializó 4.6% más unidades en el primer mes de este año pese al boicot sufrido en redes sociales luego de la cancelación de la inversión para una nueva planta en San Luis Potosí.

“Cada uno tiene el derecho de expresar sus emociones y malestares con respecto a las acciones que las empresas o las personas realizan a través del tiempo. No obstante, la compra de un vehículo es una decisión racional y tiene que ver con los beneficios que genera al consumidor, nosotros fabricamos vehículos de alta calidad que cumplen con las expectativas de los clientes y en algunos casos las exceden, dependiendo de cada uno de los segmentos”, dijo Gabriel López, presidente y director general de Ford de México.

Tras la cancelación de su inversión, empezó a circular en las redes sociales el hashtag #NoCompresFord. Días después, las empresas Coconal y Xcaret cancelaron la compra de unidades que ya habían pactado con algunos distribuidores. Esta semana Xcaret reconsideró su decisión.
Según Javier Ruiz, director general de Asociación de Distribuidores Ford, las ventas de flotilla representan alrededor del 10% del total en México, por lo que el impacto en la cancelación de los contratos no fue significativo.

“Por supuesto no queremos perder ningún cliente y nuestra labor es seguir atrayendo más y más clientes a través del tiempo, aunque cada uno es libre de tomar sus decisiones”, dijo por su parte Gabriel López.

El grueso de las ventas de Ford proviene de los particulares, no de las empresas. El modelo Figo sedán, importado de India, estuvo entre los 15 vehículos más vendidos en el mes de enero, según datos de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz. “Este es el que nos da volumen”, detalló Ruiz.

En diciembre pasado, Ford México dijo que para este año buscarían mantener el crecimiento de doble dígito obtenido en 2016. No obstante, el incremento en las tasas de interés de los créditos, el alza en el precio de los vehículos de 10% y la caída de casi 20 puntos en la confianza del consumidor en enero, dificultarán el cumplimiento del objetivo.

Según López, estos factores ponen en riesgo que el volumen de ventas de la industria en 2017 sea equivalente al 2016. “No obstante, un solo mes no es suficiente para tomar una decisión. Nosotros vamos a monitorear para programar de manera adecuada la producción y la venta de los mdoelos”.